Para escoger el colchón que mejor se adapte a tus necesidades hay que tener en cuenta diferentes aspectos:

Tamaño del colchón

En lo referente al largo, como mínimo se recomienda que el colchón mida de 10 a 15 cm más que la altura de la persona que dormirá en la cama.

Con respecto al ancho, es importante contar con espacio suficiente para asegurar un buen confort. En camas dobles se recomienda que haya un espacio de 10-12 cm entre las dos personas, así como un espacio de 6-7 cm del hombro al extremo del colchón.

Dureza del colchón

Se recomienda un colchón de mayor firmeza para aquellas personas de peso elevado o que suelan dormir boca arriba. Por el contrario, para personas más ligeras que duerman de lado irá mejor un colchón más blando.

Transpirabilidad del colchón

Es fundamental que el aire pueda circular por el interior del colchón para asegurar tanto la durabilidad como el confort y la sensación de frescor.