top of page
Buscar

Retomar los hábitos y no morir en el intento. Buen descanso es buen rendimiento

Actualizado: 17 oct 2023

El período de regreso a clases es un momento emocionante y lleno de desafíos tanto para los estudiantes como para los padres.

"Dos jóvenes despiertas buen descanso es buen rendimiento escolar porque descansan coreectamente usando los colchones gallegos Ultraconfort-Shelter","Mejor fábrica y venta de colchones Ultraconfort/Shelter de calidad gallega"
Mejor rendimiento

A medida que nos preparamos para retomar las rutinas escolares, es crucial recordar que el descanso adecuado desempeña un papel fundamental en el rendimiento académico y en el bienestar general; conlleva una serie de cambios en la rutina diaria: Los horarios se ajustan, las actividades extracurriculares vuelven a ocupar el tiempo y las responsabilidades académicas se intensifican. Todo esto puede tener un impacto directo en el patrón de sueño. La falta de sueño adecuado puede afectar negativamente la concentración, la memoria y el estado de ánimo.


Consejos para un Descanso Saludable:

  1. Establece una Rutina de Sueño Consistente: Mantener un horario de sueño regular, incluso los fines de semana, establece una hora fija para irte a la cama y despertarte contribuirá a mejorar la calidad del sueño.

  2. Crea un Entorno de Descanso Ideal: La comodidad de tu espacio de sueño es esencial. Un colchón y almohadas de calidad, junto con una habitación oscura, tranquila y a una temperatura adecuada, fomentarán un sueño reparador.

  3. Limita las Pantallas Antes de Dormir: La exposición a la luz azul de pantallas de dispositivos electrónicos puede interferir con la producción de melatonina, la hormona del sueño. Establece una "hora de apagado" para dispositivos electrónicos al menos una hora antes de acostarte.

  4. Promueve la Relajación: Incorpora actividades relajantes antes de dormir, como leer un libro, practicar la meditación o tomar un baño tibio. Estas actividades ayudan a preparar la mente y el cuerpo para el descanso.

  5. Gestiona el Estrés: El regreso a clases puede traer consigo estrés y ansiedad. Practica técnicas de manejo del estrés, como la respiración profunda y el yoga, para reducir la tensión y promover un sueño tranquilo.

  6. Mantén una Dieta Equilibrada: Evita las comidas pesadas y ricas en grasas antes de dormir. Opta por alimentos que favorezcan el sueño, como aquellos ricos en triptófano (pavo, nueces, plátanos) y evita la cafeína en las horas previas a acostarte.

  7. Fomenta la Actividad Física: El ejercicio regular contribuye a un sueño de mejor calidad. Sin embargo, evita el ejercicio intenso justo antes de dormir, ya que puede tener un efecto estimulante.


Consejos Adicionales para los más Pequeños:

  1. Mantén una Rutina de Horarios: Los niños pequeños se benefician enormemente de una rutina predecible. Establece horarios regulares para ir a la cama y despertarse, lo que les ayuda a sincronizar su reloj biológico y a tener un sueño más reparador.

  2. Crea un Ritual de Noche Relajante: Desarrolla un ritual antes de acostarse que involucre actividades calmantes, como leer un cuento, escuchar música suave o dar un baño tibio. Esto ayuda a que los niños asocien estas actividades con la hora de dormir.

  3. Limita la Estimulación Visual y Digital: Evita la exposición a pantallas brillantes al menos una hora antes de dormir. La luz azul de las pantallas puede interferir con la producción de melatonina, dificultando el sueño.

  4. Fomenta la Actividad Durante el Día: Asegúrate de que los niños pequeños tengan suficiente actividad física durante el día. El juego al aire libre y el ejercicio les ayudan a gastar energía y a mejorar la calidad del sueño.

  5. Crea un Ambiente de Descanso Acogedor: Asegúrate de que la habitación del niño sea un lugar cómodo y tranquilo para dormir. Un colchón y almohadas adecuados, junto con una temperatura agradable y oscuridad, son clave para un sueño de calidad.

  6. Evita Comidas Pesadas Antes de Dormir: Dale a tu hijo una cena ligera y saludable al menos una hora antes de acostarse. Las comidas pesadas pueden causar malestar y dificultar conciliar el sueño.

  7. Establece Expectativas Claras: Habla con tus hijos sobre la importancia de dormir lo suficiente para estar frescos y llenos de energía durante el día escolar. Ayúdales a comprender que el sueño es esencial para su crecimiento y aprendizaje.

  8. Comparte Momentos de Calma: Antes de dormir, dedica tiempo para conversar con tu hijo sobre su día, escuchar sus preocupaciones y compartir momentos de conexión emocional. Leer un libro juntos... Esto puede ayudar a calmar cualquier ansiedad y a promover un ambiente relajado antes de acostarse.

  9. Sé un Ejemplo a Seguir: Los niños aprenden mucho observando el comportamiento de los adultos. Si estableces y mantienes hábitos de sueño saludables, es más probable que tus hijos también los adopten.

  10. Monitorea la Cantidad de Sueño: Asegúrate de que tus hijos estén obteniendo la cantidad de sueño recomendada para su grupo de edad. Los niños pequeños generalmente necesitan entre 10 y 12 horas de sueño por noche.

En esta temporada de regreso a clases, la calidad del sueño emerge como un factor crucial para el éxito académico y el bienestar general de estudiantes y niños pequeños. Los consejos brindados en este artículo ofrecen una brújula para lograr un descanso ultraconfortable en medio de la transición.


En UltraConfort, entendemos la importancia de un sueño de calidad. Nuestra línea de colchones y almohadas está diseñada para proporcionar el máximo confort y apoyo a todas las edades. Te invitamos a explorar nuestros productos para crear un espacio de sueño acogedor.


Al seguir estos consejos y confiar en los productos UltraConfort, estarás listo para enfrentar cada día con vitalidad y concentración. ¡Te deseamos un regreso a clases exitoso y noches de descanso ultraconfortable. Buen descanso es buen rendimiento!

21 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page